Pasa semanas con un feto muerto que no quisieron extraerle

Escrito por: Mariel Hernández Maldonado

Las mujeres que buscan abortar en muchas partes del mundo tienen que pasar por terribles maltratos psicológicos y en ocasiones físicos por parte del personal hospitalario que ofrece el servicio. Sin importar que el procedimiento sea legal o no, acciones como insultos, golpes e incluso procedimientos sin anestesia ni cuidados son infligidas en las mujeres que deciden interrumpir su embarazo de manera “segura”.

En Chile, en la ciudad de Rancagua salió a la luz un macabro caso de negligencia médica, pues a una mujer que acudió al nosocomio a una consulta por aborto espontáneo le fue negada la atención por parte del personal ya que alegan que ella tiene que acudir con hemorragias para que se pueda realizar el procedimiento legalmente, de otra manera es imposible que retiren el feto de su cuerpo.

Todo se descubrió a través de una ecografía que se le realizó, pues acudió por fuertes dolores a la clínica; después de haber descubierto que el feto había muerto hacía ya dos semanas, el personal del hospital le recetó pastillas de paracetamol cada ocho horas para controlar los cólicos y la envió de vuelta a casa, recomendándole que regresara cuando las hemorragias se presentaran, así podrían hacerle una limpieza uterina.

La chica, quien sufre de sordera, se encuentra en un estado peligroso, pues no solamente sufre una fuerte depresión a causa de la muerte de su futuro hijo, sino que los restos del mismo pueden causarle graves infecciones que incluso podrían llevarla a la muerte.

Los abortos espontaneos no siempre se acompañan de hemorragias, pues en ocasiones alguna falla interna en el organismo de la madre puede interrumpir la alimentación vía placenta y cordón umbilical, causando la muerte del feto, en estos casos la única manera de enterarse es por una ecografía o por dolores inusuales en el vientre.

Una de las consecuencias de cargar un feto muerto en el útero por más de 5 semanas es la formación de coágulos sanguíneos también conocidos como trombos, circulando por el sistema, lo que la puede llevar a la muerte fulminante.

El aborto es un tema que aún causa mucho revuelo en diferentes lugares del mundo, pues existen legislaciones que incluso en situaciones de vida o muerte prohíben la interrupción del embarazo, dejando a las mujeres con la única opción de recurrir a las vías ilegales del aborto que irónicamente también ponen en alto riesgo sus vidas.

Esta entrada fue publicada en noticias. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*